Urban 20: alcaldes del mundo comenzaron el debate de recomendaciones para los líderes del G20


El Centro de Convenciones de la ciudad de Buenos Aires fue el escenario donde quedó inaugurada la primera cumbre de alcaldes del G20, el Urban 20. A la lista de 35 alcaldes y vicealcaldes de ciudades globales se sumaron intendentes del conurbano bonaerense y de varias provincias del país, que llegaron para debatir en plenarios públicos y en reuniones cerradas políticas y acciones relacionadas al futuro laboral, al cambio climático y a la igualdad de género.

“Cada vez somos más los que vivimos en ciudades. Eso nos plantea enormes desafíos que necesitamos trabajar con las naciones: ese es el objetivo de Urban 20 y es un orgullo que esta cumbre ocurra por primera vez en Buenos Aires”, señaló el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, quien organizó este encuentro con la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, que no estuvo presente por problemas de agenda pero fue reemplazada por el vicealcalde, Emmanuel Grégoire.

“Cada vez la población del mundo es más urbana. Hoy la población que vive en las ciudades está llegando al 60%, y para el 2050 se estima que se aproximará al 70%, lo que nos plantea un gran desafío y la necesidad de trabajar en conjunto con las organizaciones de los países”, agregó Larreta.

De la sesión de apertura también participaron el jefe de Gabinete, Marcos Peña; el secretario general y de Relaciones Internacionales de la Ciudad, Fernando Straface; el director ejecutivo de C40, Mark Watts, y la secretaria general de Ciudades y Gobiernos Locales Unidos, Emilia Saiz.

La cumbre inaugural reunió a casi 5.000 personas, entre representantes de ciudades, urbanistas, expertos y miembros de organismos internacionales, líderes del sector privado y de organizaciones de la sociedad civil y estudiantes, según las cifras difundidas oficialmente.

“Este es un verdadero hito en la diplomacia de las ciudades: es la primera vez que el G20 incorporará la perspectiva urbana en su proceso. Urban 20 propone un marco de cooperación global para abordar los desafíos del desarrollo en conjunto con las naciones”, explicó Fernando Straface.

Las ciudades que participan de Urban 20 son Buenos Aires, París, Ámsterdam, Amman, Asunción, Beijing, Berlín, Chicago, Ciudad de México, Ciudad de Panamá, Dallas, Durban, Fortaleza, Ginebra, Guanghzou, Helsinki, Hamburgo, Houston, Johannesburgo, Kuala Lumpur, La Paz, Los Ángeles, Madrid, Medellín, Montevideo, Montreal, Nairobi, Nueva York, Portland, Quito, Río de Janeiro, Roma, San Pablo, Seúl, Singapur, Tel Aviv, Tokyo y Yakarta.

Durante la cumbre, alcaldes, vicealcaldes y líderes de relaciones internacionales de las ciudades debatieron sus recomendaciones en materia de acción por el clima, integración social, empleos del futuro, empoderamiento de las mujeres y acceso al financiamiento. Hoy, el Urban 20 entregará sus recomendaciones al presidente argentino, Mauricio Macri para que las entregue a sus pares y las debatan en la próxima cumbre, en noviembre en la Ciudad.

“El desarrollo sostenible que queremos sólo se puede lograr con el compromiso total de todas las esferas del gobierno y las comunidades. Involucrar a las ciudades en los foros de gobiernos nacionales como el G20 no solo es deseable sino también instrumental”, opinó Emilia Saiz, Secretaria General de CGLU, durante la apertura.

En el mismo sentido, se pronunciaron varios expositores durante la presentación de los paneles, muchos de ellos, celebrados en paralelo. Por caso, Michael Berkowitz, presidente de la organización 100 Ciudades Resilientes, apuntó durante su presentación que “la capacidad de las ciudades para sobrevivir a desastres no viene sólo de la infraestructura sino también de la cohesión social, su capacidad de generar empleo y satisfacer necesidades básicas a la población”.

“Las ciudades raramente saben qué es lo que va a pasar al día siguiente: una ola de calor, una inundación o un terremoto. Entonces la pregunta es cómo podemos hacer para que esa resiliencia les permita estar mejor preparadas para afrontar cualquiera de todos esos desafíos”, agregó Berkowitz.

El debate sobre el futuro del transporte dejó en claro que la movilidad no sólo es la infraestructura: “Es difícil decir hoy si Uber o los nuevos sistemas que conviven con los existentes serán sostenibles; depende de cómo estén alineados. La movilidad es más que el medio de transporte. La electrificación también nos plantea un desafío que es establecer si lo hace el sector privado junto al sector público, cómo se hace y de qué forma se sustenta en la matriz energética”, indicó Alzbeta Klein, directora y jefa global de Climate Business de la IFC (International Finance Corporation, por sus siglas en inglés).

Durante la tarde, el vicejefe de Gobierno de la Ciudad, Diego Santilli, participó de un town hall con jóvenes estudiantes junto al alcalde de Dallas, Mike Rawlings. Asimismo, la ministra de Desarrollo Humano y Hábitat, Guadalupe Tagliaferri, lideró un diálogo sobre el empoderamiento de las mujeres en las ciudades junto a Olu Timehin Adegbeye, escritora y activista nigeriana.



Source link

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook