Santa Corona, la patrona contra las epidemias, así vuelve a lucir por primera vez en 25 años – Telemundo Miami (51)


Alemania.- En pleno brote del coronavirus en el mundo, en Alemania crece el interés público por una mártir cristiana, que se cree murió a manos de los romanos hace unos 1,800 años. Antes del brote de la enfermedad, una catedral tenía planeado exhibir el relicario de Santa Corona este verano, como parte de una exposición sobre artesanía de oro.

La catedral de Aquisgrán de Alemania ha sacado las reliquias de la poco conocida santa, patrona de las epidemias, de su Cámara del Tesoro y está puliendo su elaborado santuario para exhibirlo después de que la crisis haya pasado.

Los expertos de la catedral están limpiando minuciosamente el santuario de oro, bronce y marfil, escondido de la mirada del público durante los últimos 25 años, para que una vez que las personas puedan reunirse en grupos nuevamente puedan verlo en toda su gloria.

Se cree que Corona tenía solo unos 16 años cuando los romanos la mataron, probablemente en Siria, por profesar su fe cristiana. Ella sufrió una muerte particularmente insoportable.

Se cree que dos palmeras fueron separadas y atadas al suelo. Fue atada entre los dos, las cuerdas fueron cortadas y fue destrozada entre los dos árboles, según la leyenda.

“Es una historia muy horrible y la llevó a convertirse en la patrona de los leñadores”, comentó la jefe de la Cámara del Tesoro de la catedral, Brigitte Falk, y agregó que era pura casualidad que ella también se convirtiera en una santa patrona para resistir las epidemias.

Las reliquias de Corona, llevadas a Aquisgrán por el rey Otro III en 997, se guardaron en una tumba debajo de una losa en la catedral, que todavía se puede ver, hasta 1911-12 cuando se colocaron en el santuario, con un peso de 216 libras.

La catedral católica romana de Aquisgrán, construida por el emperador Carlomagno en el siglo IX, es una de las catedrales más antiguas de Europa.

Carlomagno fue enterrado allí en 814 y se usó para la coronación de reyes y reinas alemanes.

Mientras que sus cuidadores en la catedral enfatizan que Corona es la patrona de las epidemias, no de este virus específico, Falk dice que Corona es un nombre romano y que el virus se llama así porque bajo el microscopio, parece un globo con pequeños glóbulos , parecido a una corona.

“Hemos sacado el relicario un poco antes de lo planeado y ahora esperamos más interés debido al virus”, dijo la portavoz de la catedral de Aquisgrán, Daniela Loevenich.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook