Resultados cerrados por la Gobernación de Florida llevarían a recuento de votos


La contienda por la gobernación de Florida parece que va a un recuento porque el demócrata Andrew Gillum continúa ganando terreno sobre el republicano Ron DeSantis en el conteo de las boletas finales en los comicios de medio término.

Gillum, el alcalde saliente de Tallahassee, declaró su derrota el martes por la noche antes de las 11:00 p.m., después de que los resultados parecían mostrarlo muy por detrás de su oponente como para poder compensar la diferencia. El ex congresista DeSantis pronunció su discurso de victoria poco después.

Pero miles de votos quedaron sin computar, y durante las 36 horas siguientes, los márgenes se fueron reduciendo gradualmente.

A las 9 de la mañana, la ventaja de DeSantis era de solo 42,948 votos de los 8,189,305 votos emitidos, lo que equivale al 0.52 por ciento de los votos. Con admisión de derrota o no, la ley de Florida requiere un recuento automático de las máquinas en cualquier contienda donde el margen de victoria esté dentro de la mitad de un punto porcentual.

A las 02:00 de la tarde, Gillum obtuvo otros 4,441 votos, y ahora va detrás de De Santis por solo 0.47 por ciento.

Aún no se han contado miles de boletas, por lo que es demasiado pronto para decir si habrá un recuento en la contienda por la gobernación. Los 67 supervisores electorales de Florida deben enviar sus números no oficiales al estado a la 1 p.m. del sábado, y los voluntarios de la campaña fueron llamados en todo el estado el jueves mientras los supervisores se preparaban para examinar las boletas provisionales con problemas aún no resueltos en sus centros de votación.

El jueves por la mañana, la portavoz de campaña de Gillum, Johanna Cervone, dijo que la campaña estaba preparada para un recuento.

“Ha quedado claro que hay muchas más boletas que aún no se han contado de lo que se informó originalmente”, dijo en un comunicado. “Nuestra campaña, junto con nuestro abogado Barry Richard, está monitoreando la situación de cerca y está lista para cualquier resultado, incluido un recuento obligatorio del estado”.

La lid para el Comisionado de Agricultura y el Senado de EEUU también parece ir a recuento, aunque esas contiendas están más cerradas y podrían obligar al estado a realizar los recuentos a mano, algo requerido cuando los márgenes entre dos candidatos están dentro de un cuarto de porcentaje.

Los votantes tienen hasta las 05: 00 p.m. para abordar cualquier problema pendiente con sus boletas provisionales.

Pero todos los ojos estaban en el condado de Broward, que según la información publicada por la División de Elecciones de la Florida aún no ha informado sus totales de votación anticipada y de votantes ausentes. Broward es un baluarte del Partido Demócrata.

 

Fuente: El Nuevo Herald

 

También le puede interesar

Aprobaron nuevo hotel en el Centro de Convenciones de Miami Beach

En Puerto Cañaveral: Crucero más grande del mundo debuta este jueves

A reconteo escaño demócrata al Senado por Florida



Source link

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook