Qué debes tener en cuenta antes de comprar una barra de sonido en el Black Friday


Los equipos de sonido externo se han convertido en una alternativa ideal para convertir el salón en una pequeña sala de cine. Cada vez más usuarios se decantan por la compra de barras de sonido en lugar de los altavoces convencionales, ya que mejoran considerablemente la calidad del audio de la televisión, ocupan poco espacio e incluyen prestaciones imprescindibles como la conectividad bluetooth o WiFi.

Ya está aquí el Black Friday 2020

El auge de la demanda de estos gadgets se debe, entre otros motivos, a la experiencia auditiva que ofrecen. De hecho, pueden reproducir un 50% más de frecuencias de sonido que un televisor y “son capaces de reproducir un 95% de los sonidos que el ser humano puede percibir en su día a día”, destaca Alberto Domingo, Smart TV & Audio Marketing Manager de LG España. 

Sin embargo, hay que tener en cuenta una serie de aspectos fundamentales antes de adquirir este producto, sobre todo de cara al próximo Black Friday que se celebrará el viernes 27 de noviembre. 

¿Qué es la frecuencia del sonido y por qué es importante?

Uno de los grandes errores es fijarse únicamente en la potencia, cuando existen otros factores claves como la frecuencia y los canales. Estas cualidades son realmente importantes porque un equipo de barra de sonido con subwoofer  incorporado es capaz de reproducir casi todo el rango de sonido que percibe el ser humano, que oscila entre los 20Hz y 20.000Hz.

Hacer un seguimiento es una buena forma de dar con el mejor precio del momento.

Así, la frecuencia permite obtener multitud de tipos de sonidos que ofrecen una experiencia audiovisual completa. En las frecuencias más bajas se encuentran sonidos graves y para estos sonidos “es importante contar con un subwoofer capaz de mover mucha cantidad de aire vibrando a baja velocidad”, explican desde LG. 

Mientras, las altas frecuencias actúan en sonidos más agudos y es imprescindible contar con altavoces que “puedan vibrar de forma más rápida y precisa” al tener que soportar “entre 10.000 y 20.000 vibraciones por segundo”. En este sentido, las barras de sonido cuentan con los denominados tweeters, altavoces especializados en altas frecuencias. 

“La importancia de contar con amplificadores y altavoces capaces de reproducir correctamente estos sonidos más armónicos, determina en gran medida la calidad del sonido, mucho más que el volumen en sí del sonido que se esté reproduciendo”, añade Alberto Domingo.

El número de canales y la potencia

Otro de los aspectos en los que fijarse al comprar una barra de sonido es en el número de canales de acuerdo a tus necesidades. Existen en el mercado equipos con sistemas 2.1, 5.1, 7.1 e incluso 9 destinados a reproducir contenidos audiovisuales. De esta manera, cuantos más canales ofrezca el dispositivo, más calidad de audio tendrá al ampliar las opciones.

“Una película grabada en 5.1 quiere decir que el sonido se ha repartido a través de cinco canales o pistas diferentes”, explica Alberto Domingo. Entonces, para disfrutar del contenido y obtener una experiencia inmersiva, hay que seleccionar una barra que ofrezca, como mínimo, ese número de canales.

Por último, la potencia es relevante para obtener un audio de calidad, aunque es aconsejable guiarse primero por la calidad del sonido, esto es, los graves, agudos y el balance que ofrece el producto. “Está claro que no es lo mismo sonorizar un salón de 20m2 que uno de 40m2, tanto por el tamaño de la barra de sonido en relación con la pulgada de nuestro televisor como por las dimensiones del emplazamiento”, indica.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook