Evo Morales renuncia


Evo Morales renunció este domingo a la presidencia. El anuncio lo hizo por medio de video, desde un lugar indeterminado.

Las Fuerzas Armadas de Bolivia habían pedido su renuncia para estabilizar al país. Morales dijo que hubo un golpe cívico y que no desea violencia. “No queremos enfrentamientos”.

Los ministros de Minería, César Navarro, y de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, y el presidente de la Cámara de Diputados de Bolivia, el oficialista Víctor Borda, habían renunciado horas antes.

“Hoy más que nunca necesitamos que el país regrese al camino de la paz social y de la unidad. Pensando en el bien nacional y el respeto a la vida, hago pública mi renuncia irrevocable al cargo de Ministro de Hidrocarburos”, escribió Sánchez en Twitter.

Adriana Salvatierra, presidenta del Senado, también dimitió.

En medio de crecientes protestas, Morales había hecho una convocatoria de nuevas elecciones generales. El anuncio lo hizo pocas horas después de que la Organización de los Estados Americanos, OEA, recomendó la repetición de la primera ronda de las elecciones celebradas el 20 de octubre.

En un comunicado, la OEA aseveró que la votación del día 20 debe ser anulada debido a las irregularidades registradas en la auditoría del proceso.

Bolivia sufre una grave crisis desde la proclamación de Morales como presidente para un cuarto mandato consecutivo. La oposición y movimientos cívicos denuncian que hubo un gran fraude electoral.

El gobierno de Cuba intenta decir que en Bolivia hay un golpe de Estado, aunque la participación de la OEA en el proceso ha sido por invitación del gobierno de Morales.

Entretanto, policías en diferentes ciudades protestaron contra el gobierno, declarando que jamás atacarán al pueblo. Las fuerzas militares de la nación se pronunciaron de forma similar.

Morales, al anunciar nuevas elecciones, había aceptado la derogación de todos los miembros del Tribunal Supremo Electoral, al que la oposición y comités cívicos acusan de fraude electoral.

Michael Kozak, subscretario de Estado de Estados Unidos, declaró que los ciudadanos de Bolivia merecen elecciones creíbles y transparentes en las que puedan confiar que representan su voluntad.

La Secretaría General de la OEA se encuentra siguiendo permanentemente los múltiples aspectos de la situación en Bolivia.

Así se expresó hoy en un comunicado Luis Almagro, secretario general del organismo.

Dijo que la situación en Bolivia exige a los actores gubernamentales primordialmente y políticos de las diferentes opciones, así como a todas las instituciones actuar con apego a la Constitución, responsabilidad y respeto por las vías pacíficas.

“El derecho a la protesta pacífica debe ser amparado y garantizado”, aseveró Almagro.



Source link

SiteLock
Facebook