El conductor del autobús de Boca: “Perdí el conocimiento”


Estado en el que quedó el autobús de Boca Juniors tras el ataque
EFE

El conductor del autobús de Boca Juniors que fue apedreado a su llegada este sábado al Monumental de River, Darío Rubén Ebertz, ha contado su experiencia desde dentro del vehículo, donde se vivieron momentos de miedo y caos.

Ebertz relata, en declaraciones a la cadena TN, cómo, al ver que una botella se dirigía hacia su ventanilla, se tapó la cara con el brazo y el objeto impactó en su axila, por lo que se encuentra “dolorido”, aunque en buenas condiciones. El conductor asegura que llegó incluso a perder el conocimiento de forma momentánea y el vicepresidente de Boca, Horacio Paolini, tuvo que ponerse a los mandos del autobús.

“Agarró el volante hasta que reaccionó y pudo tomar el control, si no, no sé qué hubiera pasado, una desgracia“, explica Ebertz, que considera ya al directivo del equipo xeneize “un ángel de la guarda”.

Asimismo, confiesa que le sorprendió que había zonas no valladas que habitualmente, en otros partidos de este calibre, sí que lo están para garantizar la seguridad al paso del autobús y que pensó que “no iba a ser nada fácil”.

A consecuencia de los incidentes, el partido fue aplazado del sábado al domingo, aunque el presidente de la Conmebol anunció que se suspende sine diehasta que los clubes puedan encontrar una fecha, antes de que dé comienzo el Mundial de Clubes, que disputará el ganador como campeón de Sudamérica.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook