Contrajeron E. coli por consumir un sustituto de mantequilla de maní. Una corte les otorgó $11.25 millones


El jueves, una corte federal de bancarrota de Illinois le terminó de pagar $11.25 millones a las 27 personas que contrajaron E. coli en la epidemia de 2017 por haber consumido mantequilla de soya. Esta cifra es notable y promedia $416,666.67 por persona, en tanto el tasador que nombró la corte determinó que los daños sobrepasaban los $69 millones.

En medio de una lluvia de demandas, la recogida total del producto que produjo I.M. Healthy y el cierre por parte de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) del fabricante Dixie Dew Products después de varias inspecciones negativas de las fábricas, tanto I.M. Healthy como Dixie Dew, con sede en Kentucky, se acogieron al Capítulo 7 de bancarrota.

Las personas que se enfermaron, como la única víctima de la Florida, la adolescente del Condado Manatee, Lily O’Neal, terminaron con cerca de 16 centavos de dólar por los daños totales que sufrieron.

Según documentos judiciales, O’Neal pasó 23 días en el hospital. Su madre le dijo al Bradenton Herald que la joven sufrió el Síndrome Hemolítico Urémico (HUS), la enfermedad renal relacionada con la E. coli que puede ser fatal.

El tasador estimó en $2.9 millones los daños de Lily. De acuerdo con documentos judiciales, sus gastos médicos sumaron $507,000. La cantidad total que le otorgó corte de bancarrota fue $470,026. Bill Marler, abogado que se especializa en casos de seguridad en los alimentos, y un experto en E. coli que representa a 20 víctimas en esta epidemia, dijo el jueves a través de un correo electrónico que compañías como Amazon y Target, al igual que abastecedores como Kehe y World Finer fueron demandados.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook