Un hombre recibe una golpiza tras quejarse por la presencia de un depredador sexual en condominio


A menos de una semana de haber sido instalado el campamento de los depredadores sexuales en la 37 avenida y 39 calle al NOROESTE DE LA CIUDAD, ya los efectos secundarios se empiezan a sentir.


Este es el rostro de René Batista quien reside en la vivienda número 9 ubicada en la 3901 a tan solo 50 pies del lugar donde fueron reubicados temporalmente los depredadores sexuales. Su esposa denunció que el pasado domingo un ex convicto se paseó por el condominio, René le reclamó y recibió una golpiza como respuesta.

Embed

En el campamento no emitieron palabras.. mientras esto sucedía, la junta de relaciones comunitarias del condado discutió sin llegar a un acuerdo si se debe modificar la ordenanza que impide a estos individuos estar a menos de 2500 pies de distancia de escuelas y parques.

Ana Thompson también reside en la propiedad con sus tres sobrinos, manifestó pasar las noches sin dormir, ante la preocupación de tener cerca lo que para ella, es un peligro.

Los vecinos no solo se preocupan por ellos mismos también les importa el bienestar de los ex convictos sexuales.

Fuente: Victoria Joseph / América Tevé

¿Qué te ha parecido esta noticia?



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook