EEUU excluye violencia doméstica como argumento para asilo


La resolución anula el fallo de una Junta de Apelaciones de Inmigración de 2016 mediante el que se concedió asilo a una salvadoreña que había huido de su esposo. Sessions reabrió el caso en marzo para revisarlo.

Sessions abordó una de las cinco categorías por las que se puede pedir asilo _persecución por pertenecer a un grupo social_ y la llamó “inherentemente ambigua”. Las otras son raza, religión, nacionalidad y afiliación política.

La violencia conyugal es un “delito particularmente difícil de impedir y procesar, incluso en Estados Unidos”, escribió Sessions, pero su frecuencia en El Salvador no significa que el gobierno de ese país esté indispuesto o sea incapaz de proteger a las víctimas en menor medida que Estados Unidos.

Dan Kowalski, director de la publicación Bender’s Immigration Bulletin, dijo que la resolución, sujeta a impugnación en un tribunal federal de apelaciones, podría afectar a decenas de miles de personas que solicitan asilo argumentando violencia intrafamiliar.

Sessions emitió su decisión horas después de su más reciente crítica al sistema de asilo que, según él y otros funcionarios, está plagado de abusos. Los casos pueden tardar años en resolverse en las cortes de inmigración que Sessions supervisa, y los solicitantes a menudo son puestos en libertad mediante el pago de una fianza mientras tanto.

“Con decir unas palabras simples _en las que se alegue temor al regreso_ se está transformando un arresto claro por ingreso ilegal y el retorno inmediato en un prolongado proceso jurídico, en el que un extranjero puede ser puesto en libertad en Estados Unidos y quizá jamás se presente a una audiencia de inmigración”, dijo Sessions durante un acto de capacitación para jueces de inmigración.




Source link

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook